Las pausas para comer integran parte de la jornada laboral, por lo que la trabajadora se encuentra a disposición del empleador

1.-Se juzga que la actora permanecía a disposición del empleador durante las pausas para comer, pues tratándose de un local de venta al público de indumentaria, es razonable que la actividad continuara desarrollándose; máxime siendo que no se ha alegado que los empleados se turnaran o rotaran para gozar de …